domingo, 1 de noviembre de 2015

Materiales de caligrafía "Low cost"

Hola! En esta ocasión, y una vez que ya os hemos enseñado un poquito QUÉ es lo que hacemos, os vamos a enseñar CON QUÉ.  Las herramientas principales: las plumillas y las tintas.
No es más que una pequeña muestra de las que hay, pero son algunas de las indispensables. ¿Y cómo he llegado a esta conclusión? Pues después de tener una caja llena y usar siempre las mismas.

En el caso de las tintas, te puedes cargar de botes y botes, pero al final la solución más económica la tienes en la droguería de la esquina: la nogalina. Viene en escamas, se deshace en agua templada y, según la cantidad que eches, te quedará de un marrón más o menos oscuro. Hay que mezclar bien, que no queden grumos. Y no os olvidéis de unas gotas de goma arábiga para que el pigmento se fije en el papel. Quizás es el color más aburrido junto con el negro, pero para practicar para mí es la mejor y la más barata. Además tiene un toque antiguo, de nostalgia... Y ya tendrás ocasión de meter color…. pero ése será otro post.


Respecto a las plumillas,  os voy presentar a las reinas de mi escritorio. Para caligrafía inglesa o Copperplate (cursiva de toda la vida), necesitas plumillas acabadas en punta:
- Zebra G, Nikko G y Tachikawa G, para un Copperplate "puro".
- Gillot 303 y Hunt 101. Para un estilo más informal. Son más flexibles y funcionan mejor en papel que en cartulina.
- Leonardt 41 y Leonardt 111 ef

Todas, excepto la Hunt, las podéis conseguir en mercado nacional (que no es poco).

El papel y el palillero! Que se me olvidaba... Para practicar, yo uso hojas blancas de cuaderno de anillas (quito las anillas). Los folios para fotocopiar no me gustan. El papel más bueno lo reservo para trabajos más especiales porque es caro y, si no controlas mucho, duele cuando cae un goterón en el papel...
Palillero, puedes elegir entre recto y oblicuo.  Yo uso el oblicuo de plástico, que vale 4 euros.

Con todo esto espero haberos iluminado un poquito ….:-)

No hay comentarios:

Publicar un comentario